• 24 de junio de 2024 16:14

Justicia para Vicenta, indígena popoluca que murió tras desplomarse elevador en una clínica de Acayucan

PorAlcalá Noticias

Oct 9, 2023

 

Mari Alcalá/Soteapan, Ver

Vicenta Santiago Pascual de 56 años, indígena popoluca de la sierra de Soteapan al sur de Veracruz murió cuando se desplomó un elevador de la clínica particular «Porvenir» en Acayucan.
La víctima iba junto con un enfermero que logró salir del elevador, Vicenta quedó prensada y murió.
Santiago Pascual era originaria de la comunidad de Tulin, a una hora de la cabecera municipal de Soteapan. 
Anuar González Barradas, director de la clínica “el porvenir”  se sabe que ofreció dinero a la familia de Vicenta quienes son de bajos recursos, no saben leer ni escribir y así evitar denunciar.

Vicenta había ido por un cita médica, ya estaba mejorando de su problema de diabetes y de la presión, solo iba  una revisión general, pero ese día regresó en un ataúd.

Para la familia de Vicenta el caso está cerrado, “Yo se que han pasado más accidentes pero el caso ya está cerrado”, expresó Facundo Ramírez. 
Este accidente ocurrió el pasado 13 de septiembre, ese día, Narcisa Cruz Santiago iba ingresar al elevador para acompañar a su madre, la señora Vicenta,  pero el doctor no la dejó subir porque supuestamente  el elevador solo era para dos personas.
“Al  momento que subieron se escucharon unos ruidos  y luego empezó el caos, el elevador se había desplomado y Vicenta había quedado prensada”, relata  Salvador Cruz Gutiérrez, agente municipal de Tulin.
Los ruidos que se escucharon al parecer se debían a la falta de mantenimiento del elevador, puesto que de ese día ocurrió la fallas mecánica que cobró la vida de la mujer indígena.
El enfermero logró salir pero Vicenta quedó atrapada mientras caía el elevador, “Eso fue  una negligencia médica me enseñaron una foto, como que se hundió el elevador en ese momento, el médico logró salir”, relata Cruz Gutiérrez, agente municipal.

La causa de muerte de Vicenta fue Infarto Masivo Secundario a contusión torácica, el certificado de defunción señala  “muerte accidental o violenta” esto  derivado de la caída del elevador.

Aunque la familia cerró el caso para los habitantes de Tulin esto fue una negligencia médica y exigen justicias por la muerte de Vicenta y para que no ocurran más desgracias en esa clínica.

“Como indígenas no deberían de tratarnos de esa manera ahora si, no hay delito que seguir, ahora si, debe de haber alguien, investigar a fondo, ¿cómo fue?, ¿por qué pasó eso? Se descompuso el elevador ahora si se ve raro qué pasó esa situación”, expresa Salvador Cruz Gutiérrez agente municipal de Tulin.

Vicenta fue sepultada en Tulin y a casi un mes de lo sucedido, los habitantes exigen que los indígenas no sean tratados con discriminación “fue la muerte de una persona no de un animalito, y no se investigó a fondo”.  Exigen que la  justicia sea igual para todos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *