• 14 de abril de 2024 11:41

MELINA HACÍA MANDADOS PARA PERSONAS EN CUARENTENA, FUE ASALTADA Y ASESINADA

PorAlcalá Noticias

May 30, 2023

 

Mari Carmen Rosas Alcalá

 

Melina Contreras, una mujer de 25 años que se ganaba la vida haciendo mandados a personas en cuarentena, fue asesinada durante un robo este día en calles de Cosoleacaque.

La mujer fue atacada por agresores el 15 de abril 2020 sobre el puente de la Colonia Patria Libre, según testigos, la bajaron de la motocicleta en la que viajaba y le dispararon porque puso resistencia.

Además, le despojaron del teléfono celular que usaba y demás pertenencias de valor.

Su cadáver quedó tirado sobre la banqueta de ese puente, en la colonia Patria Libre, a donde se dirigía a entregar un pedido que le hizo una familia que se encuentra en cuarentena a causa del COVID-19.

El reporte de la policía indica que los sospechosos se dieron a la fuga sin que pudieran ser identificados.

Al lugar arribaron familiares y compañeros de trabajo de la agrupación de mandaderos en la que trabajaba la joven quienes no daban crédito a lo que pasaba.

Sus compañeros confirmaron que ella usaba una moto para moverse por la zona conurbada entre Cosoleacaque y Minatitlán para levantar los pedidos y llevar los mandados a las personas que se lo pedían.

Últimamente, contaron, han tenido mucho trabajo por la emergencia del COVID-19, ya que las personas sienten temor de salir de sus casas, por lo que recurren a mandaderos.

Comentaron que ella era madre soltera, y el dinero que ganaba como mandadera, entre 150 y 200 pesos al día, eran para sus hijos.

«Se hubieran llevado la moto, el dinero, pero porque la mataron, lo material se repone, ¿pero una vida cómo?, ni el Coronavirus nos está matando como la delincuencia», dijo uno de sus colegas.

La pequeña empresa de mandaditos suspenderá el servicio por el momento, exigen a las autoridades justicia por la joven, a la que refieren era una persona trabajadora y honesta.

Ministeriales y la policía buscan a los asesinos que se llevaron una motocicleta color rojo, marca Yamaha, con placas del estado.

Veracruz actualmente es el estado con mayor número de feminicidios a nivel nacional, a penas ayer, en el norte, asesinaron a una regidora cuando se desplazaba en su vehículo.

En abril pasado, el presidente Andrés Manuel López Obrador prometió que habría Guardia Nacional para mejorar la seguridad en el sur, la promesa prácticamente ha sido incumplida.

Gilda Dolores, exige justicia para su hija

Gilda Dolores, exige justicia para su hija Melina Susana, que fue asesinada en las calles de Cosoleacaque, «que fácil se les hace a los delincuentes dejar en orfandad a hijos, ahora no podemos trabajar porque te matan, pido a las autoridades justicia».

En una vivienda humilde de dos piezas y una cocina pequeña, Melina creció junto a sus seis hermanos, ahí fue velada, los vecinos y amigos realizaron colectas para apoyar con los gastos funerarios.

El año pasado Melina fue víctima de un asalto mientras realizaba la entrega de un pedido, esa vez le quitaron sus pertenencias, su madre le dijo que dejara ese trabajo, pero ella no quiso porque así podía estar con su hijo por la mañana.

«Ella siempre usaba jeans, playera, tenis y gorra para ir a su trabajo, siempre alegre, atrabancada, pero honesta, en esta cuarentena era nuestra mejor etapa, la gente nos pedía más mandaditos de costumbre», comenta uno de sus compañeros de trabajo.

«Quería darle lo mejor a su hijo, el mes pasado le organizo una pequeña fiesta, por su cuarto cumpleaños», expresa Karla, hermana de Melina.

Melina ahorraba para comprarse una motocicleta, se había ganado el respeto y la confianza de sus clientes, buscaba ser independiente, rentaba un cuarto, le gustaba la cocina, «pronto ingresaría a estudiar, soñaba con convertirse en una gran chef», dice Gilda.

Los motociclistas repartidores acompañaron en caravana a la familia hasta el Panteón Hidalgo en donde solo 15 personas pueden ingresar para despedir a su ser querido, como medida de prevención del COVID 19.

«Yo no me voy a callar, ya me quitaron a mi hija ¿qué más me pueden quitar, otro más de mis hijos?, no se vale que con esfuerzo yo los saque adelante, con esfuerzo los hice grandes y con esfuerzo ellos salen a traer un pedazo de pan y los matan», Gilda Dolores espera que el crimen de su hija no quedé impune.

Melina Susana Contreras Baeza forma parte de la estadística de más de 200 mujeres que han sido asesinadas brutalmente durante el gobierno de Cuitláhuac García Jiménez en Veracruz, en este estado en donde hasta este momento la inseguridad ha dejado más muertes que la pandemia del Coronavirus, la fiscalía investiga para dar con los culpables.

«Descansa en paz, a donde vas no hay dolor, tu hijo estará bien, no te preocupes, vete tranquila «, se despide.

El presunto responsable del asesinato de Melina quedo en libertad en el 2022 por falta de pruebas. El caso quedo archivado.

 

 

 

 

 

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *